Con el fin de que las regiones apliquen políticas de integración más coherentes, REGIN trabaja a partir de conjuntos de indicadores de integración existentes:

  • Los indicadores de integración «Zaragoza» de la UE que utilizan datos de Eurostat para supervisar la situación de los migrantes a fin de mejorar la comparabilidad entre los Estados miembros de la UE. La utilización de los indicadores de integración persigue tres propósitos fundamentales: entender los contextos y los resultados de la integración, evaluar los resultados de las políticas e incorporar la integración en las políticas generales.
  • De manera análoga, el Índice de Políticas de Inmigración e Integración (MIPEX), elaborado previamente por dos de los socios del proyecto, CIDOB y MPG, se ha convertido en una útil herramienta que mide las políticas de integración de los migrantes en todos los Estados miembros de la UE y fuera de ellos, en diferentes ámbitos políticos.

Dado que las políticas de integración también se han desarrollado a nivel regional, este proyecto pretende adaptar el MIPEX a las regiones. Al identificar si el peso de la responsabilidad regional es suficientemente significativo para garantizar una comparativa a escala de la UE, el proyecto pretende analizar en qué medida las políticas nacionales requieren de una acción regional para su aplicación y cuáles son las políticas regionales más cruciales en cuanto a integración de migrantes.

Estos indicadores sobre las políticas y sus resultados deberían ayudar a las autoridades regionales a elaborar políticas de integración e inclusión de los migrantes a partir de datos empíricos.